Beauties-Logo-2.jpg
  • YouTube
  • Facebook
  • Instagram

©2019 by Viviana Greco

La ciudad de la luz: París

Bienvenidos al destino turístico más popular del mundo. La capital de Francia es una ciudad que podría ser varias ciudades a la vez con sus monumentos, museos, restaurantes elegantes, la moda, el cine y toda su cultura. ¿La recorremos juntos?

Se trata de una ciudad que tanta veces fue, es y será inmortalizada en películas, libros y fotografías, incluidas las selfies, que cada persona desea tener para el resto de sus vidas. Así es  la ciudad de la luz, la más romántica del mundo, la ciudad del amor, la ciudad que cautiva cada día y que brilla como su Torre Eiffel iluminada de noche.

La Torre Eiffel

Es el símbolo más reconocido de París, su gran dama de Hierro. París no es París sin ella, el orgullo nacional y el más fotografiado de toda Francia.

Cuando se construyó, en 1889, no convencía a todos los parisinos, la llamaron el monstruo de hierro, pues la consideraban demasiado moderna con respecto al resto de monumentos.

Hoy es adorara por todo el mundo que pasa por Paris y contempla la torre desde tanto lugares, con sus 324 metros que posee en la actualidad (originalmente era de 312) pero con las instalaciones de antenas de comunicaciones su altura aumentó, convirtiéndose en el tercer monumento más alto del mundo.

Es una gran experiencia subir a ella: Posee tres pisos, todos con vistas maravillosas y restaurantes donde podrás disfrutar de una cena romántica con una vista maravillosa.

Otro espectáculo imperdible es ver cada noche la torre iluminada y cimco minutos antes de comenzar cada hora podemos verla centelleante iluminando todo a su alrededor, un espectáculo único.

Cómo moverse en París

París es una ciudad muy grande por lo que no resulta difícil moverse. Está dividida en barrios, distritos o arrondissement en francés, es fácil ubicarse en cada esquina porque aparece el nombre de la calle con el número del barrio. Si estamos cerca del Museo del Louvre estaremos en el primer arrondissement.

Para conocer lo mejor es caminar, al menos por los barrios más céntricos, una alternativa es el metro que es muy fácil y rápido para desplazarnos por toda la ciudad.

También existen muchas líneas de autobuses que con un billete podemos viajar por hora y media subiendo y bajando de los autobuses.

Si vas por pocos días te aconsejo tomar el city tour típico de todas las ciudades, con la opción de bajar y subir durante todo el día visitando los lugares más emblemáticos de la capital francesa.

Museos en París

Esta ciudad cuenta con más de 150 museos pero solo voy a nombrar algunos de los más importantes.

Museo del Louvre: Es uno de los museos más visitado del mundo, recibiendo en la actualidad 8 millones de visitantes por año.

Se encuentra alojado en el Palacio del Louvre, fortaleza del siglo XII, fue utilizado como residencia real antes del traslado de esta al Palacio de Versalles. Abrió sus puertas en 1793, en 1989 se construyó una pirámide de Cristal.

De las pinturas más conocidas podemos citar La Gioconda  de Leonardo da Vinci, Las Bodas de Cana de Verones, La libertad guiando al pueblo de Delacroix, una escultura destacada es la Venus de Mili de la antigua Grecia.

Este museo es enorme y nos llevará varios días recorrerlo, todo dependerá de  cuánto tiempo le quieres dedicar, de acuerdo a tu interés  por el arte, ese criterio es personal. Aconsejo visitarlo al menos una mañana temprano, pues hay siempre mucha gente.

Museo de Orsay: Es una antigua estación de tren que fue abandonada a finales de la Segunda Guerra Mundial, en 1986 se inauguró el museo que cuenta con pinturas impresionistas, artes decorativas, en el piso superior se encuentran obras de Renoir, Monet, Gauguin, además de una sala de fiesta decorada con todo el lujo, una cita obligada para los amantes del arte.

Centro Pompidou: En este moderno museo inaugurado en 1977 que cuenta con las mejores colecciones de arte moderna y contemporánea del mundo podemos apreciar obras de Mattisse, Picasso, Miró y Kandinsky.

Tiene una arquitectura extravagante que contrasta con la del clásico barrio donde se encuentra, fue muy controvertida su construcción en su época. Por sus colores, tuberías conductos al aire y por sus colecciones merece ser visitado.

Paseo por el Sena

Una de las atracciones más bonitas de la ciudad es el paseo en barco por el famoso río Sena, por el precio de 11 euros nos permiten recorrer nueve estaciones, con la comodidad de poder subir y bajar para visitar cada lugar.

Montmartre

Este barrio es el barrio de los pintores que podemos contemplar realizando sus obras en plena calle. Tiene muchos restaurantes y bares, si vieron la película de Amelie recordarán Montmatre.

Notre-Dame

La catedral de París es de estilo gótico, con sus dos torres de 69 metros en su fachada, se puede subir a ellas y apreciar la maravillosa vista. También puede visitar el campanario en donde según la famosa novela de Victor Hugo Notre-Dame de París vivía el jorobado.

Si te gusta la moda podés recorrer la Av. Champs-Élysées (avenida de lis campos Eliseos) una de las más famosa, aquí podemos encontrar muchas tiendas, bares y restaurantes que están abiertos inclusive toda la noche, y el Barrio Le Marais que ofrece tiendas de nuevos diseñadores, muy vanguardista, donde reside la comunidad Judía, también es conocido como el barrio gay, una zona con muchos bares y restaurantes.

Estas son algunas sugerencias, pero París ofrece mucho más, de acuerdo al tiempo y a las inquietudes de cada uno se pueden descubrir lugares maravillosos. Arte, cultura, música, moda, esta ciudad cosmopolita nos sorprenderá en cada momento  con sus “brasserie”  donde podemos sentarnos en sus terrazas a tomar un café, sus restaurantes de los más sencillos a los más lujosos e importantes del mundo, hay  para todos los gustos y presupuestos.

La París mágica nos sorprenderá de día y de noche, descubriremos que la ciudad de la Luz , brilla y brillará por siempre.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Artículo escrito por Viviana Greco para el sitio web Mujeres Divinas.

5 junio 2017